Envejecimiento activo: viajes y termalismo


Participar en los programas de viajes y termalismo del IMSERSO es muy recomendable y positivo. Estas ofertas alejan a las personas mayores de la soledad, les ofrecen la posibilidad de ampliar sus amistades y de conocer mejor España. Además, suponen una mejora general sobre el estado de salud de quienes participan, ya que en todo momento están bien atendidos, en hoteles de calidad y con supervisión médica, en especial en los centros termales.

Los mayores ya conocen de sobra las estancias semanales y quincenales en lugares de sol y playa, el programa de termalismo social y algunos, incluso, están al tanto de los circuitos culturales y de naturaleza que se han incorporado en los últimos años. Las ofertas para el envejecimiento activo son múltiples, tanto por el tipo de actividad como por el lugar de destino, pero se pueden agrupar en dos grandes opciones:

  • Vacaciones: Están diseñadas para que los mayores puedan disfrutar de su tiempo libre en zonas de clima cálido y realicen viajes culturales por lugares y rutas de interés turístico. 
  • Termalismo: Los tratamientos termales son cada vez más recomendados y están indicados en la prevención y rehabilitación de la artrosis, el reumatismo, problemas respiratorios y otras dolencias, además de proporcionar relajación y descanso.
Para poder acceder a los viajes del Imserso hay que cumplir una serie de requisitos, pero están destinados para las personas mayores de 65 años o jubiladas con algunos años de anterioridad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario